top of page
  • Foto del escritorSANTA BARBARA

SOL


Collar Holy V oro 24k

El sol ha sido un símbolo poderoso en la historia de la humanidad. Presente en el arte, literatura, mitología, religiones, esoterismo, el sol, ha sido venerado y adorado por diferentes culturas de todo el mundo, representando todo, desde la creación y el renacimiento hasta la divinidad y la iluminación.


En el antiguo Egipto, el sol era adorado como un Dios y representaba la esencia de la vida y la creación. El conocido Dios Sol Ra, era considerado la deidad suprema y creía que era responsable del ciclo de la vida y la muerte. El faraón era considerado la encarnación del Dios Sol y tanto la salida como la puesta del sol, se consideraban un símbolo de renacimiento y renovación. Los Egipcios creían que el Sol viajaba por el inframundo por la noche, solo para renacer cada mañana con la ayuda del dios del renacimiento, Khepri.


En la antigua Grecia, el Sol se personificaba como el dios Helios, que conducía un carro por el cielo todos los días. Helios se asoció con la luz, el conocimiento y la verdad y se creía que era una fuente de iluminación para la gente. El dios griego Apolo también estaba asociado con el Sol, que representaba la música, la profecía y la curación. A Apolo se le adoraba como protector de la civilización y se creía que tenía el poder de ahuyentar la oscuridad y la ignorancia.


En muchas culturas indígenas, el Sol era visto como una fuente de energía y propiedades dadoras de vida. Los nativos americanos creían que el Sol tenía el poder de curar y purificar, y su luz representaba el espíritu divino. La civilización inca de América del Sur adoraba al Dios Sol Inti, de quien se creía que era el creador del universo y el proveedor de calor, luz y alimento para la gente.

En el hinduismo, el sol es visto como un símbolo de lo divino y es adorado como el dios Surya. Se cree que Surya representa el alma y la luz interior que nos guía en nuestro viaje espiritual. En la mitología hindú, el sol también está asociado con el dios Vishnu, de quien se cree que tomó la forma del sol para ayudar a traer luz y conocimiento al mundo.


Para los chamanes y practicantes esotéricos, el sol es un poderoso símbolo que representa el yo superior, la conciencia divina y la iluminación espiritual. En las tradiciones chamánicas, el sol suele verse como una fuente de vida y energía que puede aprovecharse para facilitar la curación y la transformación.

Los chamanes creen que el sol no es solo un objeto físico en el cielo sino una representación del reino espiritual. Ven al sol como un puente entre los reinos físico y espiritual, conectando a los humanos con la fuente divina de toda vida. La energía del sol se ve como una herramienta para acceder a estados superiores de conciencia, y muchos rituales chamánicos implican aprovechar la energía del sol para facilitar el crecimiento espiritual y la curación.


El símbolo del sol también está asociado con el concepto del niño interior. El niño interior se ve como el aspecto puro, inocente y juguetón del yo que puede quedar enterrado bajo el estrés y las responsabilidades de la vida diaria. Se cree que la energía del sol ayuda a las personas a reconectarse con su niño interior, desbloqueando su creatividad y liberando todo su potencial.

Holy V - My V, My rules

En las cartas del Tarot, el sol es un símbolo poderoso que representa claridad, vitalidad y optimismo. Es una de las cartas más positivas de la baraja, que representa un momento de alegría, éxito y realización. Aparece a menudo en las lecturas como una señal de progreso y crecimiento, lo que indica que estás en el camino correcto hacia sus objetivos. Está asociado con el principio masculino y la mente consciente. Representa el ego, el yo y el sentido de identidad propia. Signo de autorrealización, alerta a confiar en tus habilidades y perseguir sus objetivos con confianza.

A menudo se representa como un orbe brillante y radiante con rayos de luz que emanan hacia afuera. Esto simboliza el poder del sol para iluminar y clarificar, arrojando luz sobre cualquier obstáculo o desafío que pueda estar impidiendo el progreso. En la carta suele aparecer un niño montado en un caballo blanco, que simboliza la inocencia, la pureza y los nuevos comienzos.

Esta carta a menudo representa un momento de alegría y celebración. Puede indicar éxito, logro y realización en la vida personal o profesional. También puede representar un momento de renovación y renacimiento, alentando a dejar atrás viejos patrones y abrazar nuevas posibilidades.

Representa un momento de claridad, vitalidad y optimismo. Invita a que confíes en tus habilidades, abraces tu verdadera identidad y persigas tus objetivos con confianza. Incluso en medio de la oscuridad, siempre hay una fuente de luz que puede guiarnos hacia nuestro verdadero camino.

En resumen, el sol es la representación de lo divino, ya que da vida (poder creador), es justo (el sol sale para todas) y llega hasta el último rincón (omnipresencia). Es quien permite la vida y sus constantes transformaciones. Cada una de nosotras es una pequeña llama prendida en su momento por el gran fuego del sol. Su luz representa la inteligencia cósmica que todo lo ve.

El sol representa la renovación, y la naturaleza es un gran ejemplo de ello. Un árbol no guarda sus hojas muertas durante el invierno para en primavera acumular más hojas sino que deja caer lo que ya no sirve, se purifica y renace renovado en primavera. Dejar atrás lo acumulado durante el año y renacer purificadas, más conscientes y habiendo aprendido de las experiencias pero sin cargar con su peso.

El sol es movimiento, lucha, renovación, renacer y estar vivas. Abandonar la batalla y dejarse llevar por la inercia es lo mismo que estar muerta. Con esta pieza queremos recordarte que no dejes de buscar la luz que hay en ti y la trabajes para llegar al sol interior que nos ayuda a ascender espiritualmente y renovarnos para renacer mejores.


Puedes encontrarla en nuestra tienda chapada en oro 24k o plata 925.





Comments


bottom of page